Ocho errores al conducir que entorpecen la circulación

Valoración:

Colocarse por defecto en el carril central, confundir la luz de posición con la de día o pensar que el intermitente siempre da prioridad son equivocaciones frecuentes que entorpecen el tráfico.

 

En España son muchos los desplazamientos que se llevan a cabo durante las vacaciones, por lo que hay que tener paciencia para soportar los temidos atascos. Mucha gente que elige como transporte el coche tiende a cometer ciertos errores durante la conducción. Estos errores se agravan si se alarga el viaje, pues entra en juego el cansancio; repasamos los errores más frecuentes.

conducir, autoescuela valencia, autoescuela lowvost, practicas baratas

 

El primero tiene que ver con la velocidad. Así,  es habitual ver furgonetas y vehículos con remolque circulando a 120 km/h por las autopistas y autovías. El conductor cree que la limitación de velocidad va asociada a él mismo y que si es poseedor del permiso B podrá conducir a 120 km/h por esas vías. Pero lo cierto es que la velocidad máxima va asociada al vehículo y a la vía, y en este caso es de 90 km/h para ambos vehículos, y si el remolque no es ligero, de 80 km/h.

En cuanto al alumbrado, pese a lo que puedan pensar algunos conductores, no es correcto circular sólo con la luz de posición y tampoco es correcto  sustituir la luz de cruce por el alumbrado de día (DayLights). Dependiendo de las circunstancias de la carretera, se debe utilizar un tipo u otro. Entre el ocaso y la salida del sol, serán necesarias, al menos, la luz de posición y de cruce.

Cuando los vehículos circulen a cualquier hora del día por túneles, pasos inferiores o tramos de vía afectados por la señal túnel deberán llevar encendido, al menos, el alumbrado de posición y cruce. Todos los vehículos que circulen por un carril reversible, por una vía con carril adicional circunstancial o por un carril habilitado para circular en sentido contrario y el carril contiguo a él, deberán llevar encendido, al menos, el alumbrado de posición y cruce.

Otro error habitual es situarse en el carril central, con la idea equivocada de que está permitido mientras se deje un carril a la izquierda. Este comportamiento supone una infrautilización de la vía: es ilegal y sancionable, pues obstaculiza la circulación y obliga a otros conductores a hacer desplazamientos laterales innecesarios, con el peligro que dichas maniobras entrañan, según señalan desde las autoescuelas.

Cuando se circula por vías fuera de poblado con 3 ó más carriles, los conductores deben utilizar el carril de la derecha, pudiendo circular por el resto cuando las condiciones de la vía así lo exijan, o bien cuando necesiten adelantar a otro vehículo.

En los túneles la equivocación más frecuente es no respetar la distancia de seguridad y no utilizar el alumbrado correspondiente. También es incorrecto pensar que basta con llevar la luz de día.

Sólo indicativo

Mientras, en las incorporaciones el error más frecuente consiste en pensar que, por encender el intermitente, se goza de algún tipo de prioridad para realizar la maniobra, y por ende para efectuar el desplazamiento lateral una vez que se circula, y no es cierto: el indicador informa de la intención de realizar la maniobra y el desplazamiento lateral.

Ahora bien, el resto de los vehículos tienen la obligación de facilitar la incorporación en la medida de lo posible, bien entendido que facilitar no significa ceder el paso. Cuando un vehículo se incorpora a la circulación, lo hará cediendo el paso a los otros vehículos, teniendo en cuenta su posición, trayectoria y velocidad.

 

Prioridad en las glorietas

Otro punto que suele ser conflictivo son las glorietas. El fallo más común es pensar que, en función de qué salida se vaya a tomar en la glorieta, existen carriles establecidos para ello. La glorieta es una vía de sentido único que tiene las salidas situadas en su carril derecho.

La misma rotonda presentará distintas trayectorias posibles en función del tráfico existente, la densidad de circulación… pero habrá que situarse en el carril derecho para tomar una salida, salvo que la glorieta esté diseñada para poder salir desde otros carriles, para lo cual deberá estar señalizada adecuadamente con las correspondientes marcas viales.

 

Peatones y ciclos

Por último, en el caso de las bicicletas y peatones es habitual observar a los conductores de las primeras circulando por las aceras como si de peatones se tratara, cruzando los pasos de cebra como tales, no respetando las señales de acceso prohibido a las calles, ignorando la señalización dirigida a los vehículos, etc.

En este sentido, recuerda que los conductores de vehículos están obligados a ceder el paso a los peatones que se dispongan a cruzar la calzada por un paso de peatones; y a las bicicletas en sus respectivos pasos para ciclistas. A su vez, muchos peatones no respetan las vías ciclistas, ignorando que por ellas sólo pueden circular los conductores de ciclos; es decir, no son paseos peatonales por donde, además, circulan las bicicletas.

 

 

Si buscas una Autoescuela en Valencia para sacarte el carnet de conducir, en nuestras clases teóricas te explicamos de forma fácil y sencilla estas y otras normas 🙂

¿Que necesitas?

*Tu nombre

*Tu e-mail

*Tu telefono

*Asunto

*Indícanos que necesitas: